Muchos piensan que la Pascua fue renombrada de acuerdo a una diosa pagana

Muchos piensan que la Pascua fue renombrada de acuerdo a una diosa pagana

COGwriter

La Pascua es el próximo mes (el 9 de abril después de la puesta del sol). Y aunque la mayoría parece considerar que la Pascua es una fiesta judía, la realidad es que la mayoría de los que profesan a Cristo en realidad están en iglesias que de alguna manera afirman observar la Pascua.

Curiosamente muchos la llaman otra cosa: Pascua [Easter], el nombre de una diosa pagana (también deletreada Ishtar), ni ellos guardan la Pascua como Jesús y sus discípulos lo hicieron. Aquí hay un enlace a un video de YouTube que pasa por varias escrituras e historia acerca de los cristianos que celebran la Pascua: Historia de la Pascua Cristiana http://www.youtube.com/watch?v=A2waU-cRdxM.

Aunque la mayoría de los que profesan el cristianismo ahora lo celebran, el Domingo de Pascua http://www.cogwriter.com/easter.htm no era observado por los cristianos del segundo siglo en Asia Menor. Ellos observaban la Pascua.

Sin embargo, comenzando con posiblemente Telesphorus http://www.cogwriter.com/telesphorus.htm o posiblemente Hyginus http://www.cogwriter.com/hyginus.htm o incluso Sixto http://www.cogwriter.com/sixtus.htm (no hay registros contemporáneos, solamente un informe confuso escrito 5-6 décadas más tarde por Ireneo), lo que ahora se llama Pascua [Easter] http://www.cogwriter.com/easter.htm comenzó a ser observado en Roma. En primer lugar, aparentemente hubo un cambio en la fecha de Pascua del 14 de Nisan a un domingo. Se cree que esto ocurrió porque hubo una rebelión de los judíos y que cualquier distanciamiento entre judíos y cristianos parecía físicamente ventajoso (al menos para algunos en Roma y para los griegos en Jerusalén).

El estudioso de la SDA http://www.cogwriter.com/sdawhite.htm Samuele Bacchiocchi señaló que el cambio al domingo de Pascua a una observación semanal del domingo se debió a la persecución (la nueva jerarquía gentil a la que se refiere son los obispos griegos en Jerusalén, que tomaron posesión después de que la rebelión fue aplastada)

La introducción real del Domingo de Pascua parece haber ocurrido antes en Palestina después de que el emperador Adriano aplastó sin piedad la revuelta de Barkokeba (132-135 D.C.) …

El hecho de que la controversia pascual surgiera cuando el emperador Adriano adoptó nuevas medidas represivas contra las prácticas religiosas judías sugiere que tales medidas influyeron en la nueva jerarquía gentil para cambiar la fecha de la Pascua de Nisán 14 al siguiente Domingo (Domingo de Pascua) Y la diferenciación entre los judíos y los cristianos judíos …

Un cuerpo entero de la literatura contra los judíos fue producido por los principales Padres que difamaban a los judíos como un pueblo y vaciaron sus creencias religiosas y prácticas de cualquier valor histórico. Dos causalidades principales de la campaña antijudía fueron el Sábado y la Pascua. El Sábado fue cambiado a Domingo y la Pascua fue transferida al Domingo de Pascua.

Por lo general, los eruditos reconocen la motivación antijudaica para el rechazo del cálculo judío de la Pascua y la adopción del Domingo de Pascua. Joaquín Jeremías atribuye tal desarrollo a “la inclinación a romper con el judaísmo”. De manera similar, J.B. Lightfoot explica que Roma y Alejandría adoptaron el Domingo de Pascua para evitar “incluso la apariencia del judaísmo” (Bacchiocchi S. God’s Festival in Scripture Perspectivas Bíblicas, Befriend Springs (MI), 1995, pp. 101, 102, 103).

El respetado estudioso protestante J.B. Lightfoot escribió específicamente:

…las Iglesias de Asia Menor que regulaban su fiesta de Pascua por la pascua judía sin tener en cuenta el día de la semana, sino con las de Roma, Alejandría y Galia, que observaban otra regla; evitando así incluso la semejanza del judaísmo (Lightfoot, Joseph Barber, Epístola de San Pablo a los Gálatas, Macmillan y otros, limitada, 1910. Original de la Universidad de California, 16 de octubre de 2007, p.

Es posible que el “obispo” romano Telesphorus http://www.cogwriter.com/telesphorus.htm hiciera un cambio a la Pascua dominical alrededor de 135 A.D. para intentar distanciarse de los judíos en Roma. Si fue el primer líder romano que lo hizo, y si pensaba que esto le ahorraría la vida, estaba equivocado, ya que aparentemente fue asesinado más tarde por las autoridades romanas (alrededor del año 136 D.C.). Por otra parte, quizás sea más probable que Hyginus, que al parecer era griego, decidiera introducir la tradición del domingo de Pascua en Roma, tal vez para dirigir la ira de las autoridades romanas antijudías lejos de los que profesaban a Cristo, pero evitó algunas de las señales externas del judaísmo. Los líderes cristianos que se negaron a cambiar de Pascua el 14 a una observancia del domingo han sido rotulados como Cuartodecimanos (en latín para decimocuarto) por la mayoría de los historiadores – la mayor parte de ellos aparentemente estaban en Asia Menor cerca del final del segundo siglo.

Dado que el relato del obispo romano Anicetus http://www.cogwriter.com/anicetus.htm (véase más adelante) afirmaba que esta práctica fue iniciada por los presbíteros que le precedieron, debería haber sido no más tarde que los griegos Telesphorus o Hyginus, ya que fueron seguidos por Pío, que fue seguido por Anicetus Puede haberse originado con Sixto puesto que él precedió a Telesphorus, aunque no era griego, pero él murió durante la época de Hadrian).

[Debe agregarse aquí que debido a que el Dr. Bacchiocchi tuvo un error en la p. 81 de su libro De sábado a domingo con respecto a una declaración de Epiphanius (él tiene esa declaración correcta en la página 161 del mismo libro), que algunos han sentido erróneamente que la Pascua debe ser el 15 del mes. Basta con decir que tengo una copia de la sección correspondiente de los escritos de Epifanio y que no escribió nada sobre el 15 del mes que celebraban los obispos judíos (Epifanio, Panarión de Epifanio de Salamina, Libros II y III Sects 47-80), De Fide). Sección VI, versículos 9,7-10,1. Traducido por Frank Williams. EJ Brill, New York, 1994, páginas 411 - 412). Me contacté con el Dr. Bacchiocchi sobre este punto hace años y él respondió que esperaba arreglar eso. Además, debo añadir que la observancia de la Pascua el 14 de Nisán es uno de los signos históricos de quienes pueden ser parte de la verdadera Iglesia de Dios. Un artículo que discute esto en más profundidad sería TPM: Pascua en el 14 o 15? http://www.cogwriter.com/passover_on_the_fourteenth_or_fifteenth.htm]

Por supuesto, la pregunta es, “¿Se suponía que la iglesia debía cambiar sus creencias y prácticas a lo largo de la historia o ser fiel a lo que los apóstoles recibieron originalmente?”

La Biblia sugiere que la iglesia no debía cambiar sus doctrinas puesto que Judas escribió:

Amado, aunque fui muy diligente al escribirte acerca de nuestra común salvación, encontré que era necesario escribirte, exhortándote a contender fervientemente por la fe que una vez fue entregada a los santos (Judas 3).

Alrededor de 155 D.C. Policarpo de Esmirna fue a Roma para tratar con varios herejes y trató de persuadir al obispo romano Anicetus para no cambiar la Pascua a un día de fiesta del domingo de Pascua. Ireneo registra esto sobre la Pascua:

Y cuando el bendito Policarpo permaneció en Roma en tiempos de Aniceto, aunque había surgido una ligera controversia entre ellos en cuanto a otros puntos … Porque ni Anicetus convenció a Policarpo de renunciar a la observancia (a su manera), ya que estas cosas habían sido siempre observadas por Juan el discípulo de nuestro Señor, y por otros apóstoles con los que había estado familiarizado; ni Polácarpo logró persuadir a Aniceto para que guardase [la observancia en su camino], pues sostenía que estaba obligado a adherirse al uso de los presbíteros que le precedieron. Y en este estado de cosas mantuvieron la comunión el uno con el otro; Y Aniceto concedió a Policarpo en la Iglesia la celebración de la Eucaristía, para mostrarle respeto (Ireneo, cap. 3) Extraído del Volumen I de El Ante- Nicene Padres (Alexander Roberts y James Donaldson, editores), edición americana copyright © 1885. Versión electrónica copyright © 1997 por New Advent, Inc).

Por ello aparentemente fue en Roma y en la Jerusalén greco-romana que comenzó el hábito de cambiar la fecha de la Pascua.

Puede ser de interés observar “Y en Roma … Anicetus asumió la dirección de los cristianos allí … Pero Justino era especialmente prominente en esos días” (Historia de la Iglesia de Eusebius, Libro IV, Capítulo 11). Esto puede indicar que el hereje Justino Mártir http://www.cogwriter.com/justin.htm influyó tanto en Aniceto para que él no estuviera de acuerdo en observar sólo la Pascua de Nisán 14 (Justino http://www.cogwriter.com/justin.htm se opuso a varias prácticas bíblicas).

Sin embargo, los de Asia Menor, no cambiaron la fecha en el segundo siglo.

Apollinaris http://www.cogwriter.com/apollinaris.htm fue un líder de la iglesia de Hierapolis en Frigia de Asia Menor. Alrededor de 180 D.C.. escribió:

El día catorce, la verdadera Pascua del Señor; El gran sacrificio, el Hijo de Dios en lugar del cordero, quien estaba atado, que ató a los fuertes y quien fue juzgado, aunque juez de vida y muerte, y que fue entregado en manos de los pecadores para ser crucificado, sobre los cuernos del unicornio, y traspasado en su lado santo, que derramó de su costado los dos elementos purificadores, el agua y la sangre, la palabra y el espíritu, y que fue sepultado el día de la pascua, Sobre la tumba (Apollinaris, del libro concerniente a la Pascua, de Alexander Roberts y James Donaldson, extraído del volumen I de los Ante-Nicene Padres, Alexander Roberts y James Donaldson, editores, edición americana copyright © 1885. Copyright © 2001 Peter Kirby).

Un erudito anglicano señaló:

… no hay duda de que Apollinarius fue un Cuartodecimano … Aquellos que mantuvieron la Pascua en la noche entendían que era una repetición de la Cena del Señor (Stewart-Sykes A. Melito de Sardis On Pascha.) St. Vladimir’s Seminary Press, Crestwood (NY) , 2001, página 81).

Melito de Sardis http://www.cogwriter.com/melito.htm de Asia Menor, probablemente por 180 D.C., escribió lo siguiente sobre la Pascua:

Cuando Servilius Paulus era procónsul de Asia, en el momento en que Sagaris sufrió el martirio, surgió una gran controversia en Laodicea con respecto al tiempo de la celebración de la Pascua, que en esa ocasión había caído en la temporada apropiada (Melito). Roberts y Donaldson. Sobre la pascua. Versión en línea. Derechos de autor © 2001 Peter Kirby http://www.earlychristianwritings.com/text/melito.html 11/18/06).

Ahora viene el misterio de la pascua, tal como está escrito en la ley … El pueblo, por lo tanto, se convirtió en el modelo para la iglesia, y la ley en un bosquejo parabólico. Pero el evangelio se convirtió en la explicación de la ley y su cumplimiento, mientras que la iglesia se convirtió en el almacén de la verdad … ¿Qué es la pascua? De hecho, su nombre se deriva de ese evento – “celebrar la pascua” (paschein) se deriva de “sufrir” (tou pathein). Por lo tanto, aprender quién es el sufriente y quién es él que sufre junto con el enfermo. ¿Por qué el Señor estaba presente en la tierra? Para que, habiéndose revestido de aquel que sufre, lo levante hasta las alturas del cielo … Así también el sufrimiento del Señor, predicho con mucho tiempo por medio de tipos, pero visto hoy, ha producido fe, Sólo porque ha tenido lugar como se predijo. Y sin embargo, los hombres lo han tomado como algo completamente nuevo. Pues bien, la verdad es que el misterio del Señor es viejo y nuevo, en cuanto que involucra el tipo, pero nuevo en lo que respecta a la gracia. Y lo que es más, si presta atención a este tipo verá lo real a través de su cumplimiento. Por lo tanto, si desea ver el misterio del Señor, preste mucha atención a Abel que también fue muerto, a Isaac que también estaba atado de pies y manos, a José que también fue vendido, a Moisés que también fue expuesto, a David, que también fue perseguido, a los profetas que también sufrieron porque eran los ungidos del Señor. Preste mucha atención también al que fue sacrificado como una oveja en la tierra de Egipto, al que hirió a Egipto y que salvó a Israel por su sangre. Porque fue por la voz de la profecía que se proclamó el misterio del Señor. Y David dijo: ¿Por qué las naciones soberbias y las personas preocupadas por nada? Los reyes de la tierra se presentaron y los príncipes se reunieron juntos contra el Señor y contra su ungido. Y Jeremías: Yo soy como un cordero inocente que es llevado para ser sacrificado. Tramaron el mal contra mí y dijeron: ¡Ven! Arrojémosle un árbol para su alimento, y exterminémosle de la tierra de los vivientes, para que su nombre nunca sea recordado. E Isaías: Fue conducido como una oveja al matadero, y como un cordero calla en presencia del que lo corta, no abrió su boca. Por lo tanto, ¿Quién le dirá a su descendencia? Y en verdad había muchas otras cosas proclamadas por numerosos profetas acerca del misterio de la Pascua, que es Cristo, a quien sea la gloria para siempre. Amén. Cuando éste vino del cielo a la tierra por causa del que sufre, y se había vestido con aquel mismo por el vientre de una virgen, y habiendo salido como hombre, aceptó los sufrimientos de un sufriente a través de su cuerpo que era capaz de sufrir. Y él destruyó esos sufrimientos humanos por su espíritu que era incapaz de morir. Él mató la muerte que había puesto a hombre a la muerte. Porque éste, que fue llevado como un cordero, y que fue sacrificado como oveja, por sí mismo nos libró de la servidumbre del mundo como de la tierra de Egipto, y nos liberó de la esclavitud al diablo como de la mano de Faraón , Y selló nuestras almas por su propio espíritu y los miembros de nuestros cuerpos por su propia sangre. Este es el que cubrió la muerte con vergüenza y que hundió al diablo en luto como lo hizo Moisés a Faraón. Este es el que hirió la anarquía y privó a la injusticia de su descendencia, como Moisés privó a Egipto. Este es el que nos sacó de la esclavitud a la libertad, de las tinieblas a la luz, de la muerte a la vida, de la tiranía a un reino eterno, y que nos hizo un nuevo sacerdocio, y un pueblo especial para siempre. Esta es la pascua de nuestra salvación. Este es el que soportó pacientemente muchas cosas en muchas personas: Este es el que fue asesinado en Abel, y atado como sacrificio en Isaac, y exiliado en Jacob, y vendido en José, y expuesto en Moisés, y sacrificado en el Cordero, y cazado en David, y deshonrado en los profetas. Este es el que se hizo humano en una virgen, que fue colgado en el madero, que fue sepultado en la tierra, que fue resucitado de entre los muertos, y que levantó a la humanidad desde la tumba de abajo a las alturas del cielo. Este es el cordero que fue asesinado. Este es el cordero que estaba en silencio. Este es el que nació de María, esa bella oveja. Este es el que fue tomado del rebaño, y fue arrastrado a sacrificar, y fue muerto por la tarde, y fue enterrado por la noche; el que no se quebró mientras estaba en el madero, que no vio corrupción mientras estaba en la tierra, que resucitó de los muertos, y que levantó a la humanidad de la tumba de abajo. Este fue asesinado (Melito, Homilia en la Pascua, versículos 11, 40, 46-47, 58-72.) Traducción de Kerux: The Journal of Online Theology, http://www.kerux.com/documents/KeruxV4N1A1.asp 14/09/05).

Haga clic aquí para una versión completa de La Homilía en la Pascua de Melito http://www.cogwriter.com/melitohomily.htm. Si su iglesia no le enseña acerca de la Pascua y por qué debe observarla, su iglesia simplemente no está siguiendo las enseñanzas y prácticas del cristianismo primitivo http://www.cogwriter.com/earlychristianity.htm.

Una década después de la muerte de Melito, el obispo romano Víctor intentó imponer la fecha preferida del domingo romano para la Pascua y evitar que los cristianos siguieran la fecha bíblica de Nisán 14.

La Iglesia Ortodoxa informa esta breve explicación de los acontecimientos en uno de sus líneas de tiempo:

193 A.D. – El Concilio de Roma, presidido por el Obispo Víctor, condena la celebración de Pascha en Nisan 14, y dirige una carta a Polycrates de Éfeso y a las Iglesias en Asia.

193 AD – El Concilio de Éfeso, presidido por el obispo Polycrates, y asistido por varios obispos a través de Asia, rechazan la autoridad del vencedor de Roma, y ​​guardan la tradición pascual asiática (Markou, Stavros LK) Una cronología histórica cristiana ortodoxa Copyright © 2003 OrthodoxFaith .com).

El escritor católico Lopes señaló esto sobre el obispo romano Victor:

14. VICTOR I, ST. (189-199) Un africano … Víctor tendía a no aconsejar a otras iglesias, sino a imponer las ideas de Roma sobre ellas, despertando así resentimiento a veces en los obispos no inclinados a aceptar tales imposiciones. Este fue el caso de Polycratus, el obispo de Éfeso, que se sintió ofendido por esta interferencia. La cuestión era otra vez la de la Pascua. Víctor reafirmó las decisiones de Soter y Eleutherius tanto con respecto a la fecha, que tenía que ser un domingo, y con respecto a varias costumbres de origen judío que todavía se practicaban en algunas comunidades cristianas … Polycratus se justificó ante el Papa con una carta que contenía La frase “… es más importante obedecer a Dios que a los hombres” (Lopes A. Los Papas: Las vidas de los pontífices a lo largo de 2000 años de historia.) Futura Edizoni, Roma, 1997, p.5).

El escritor católico Eusebius registró que Polycrates de Ephesus http://www.cogwriter.com/polycrates.htm, cerca de 195 A.D. escribió lo siguiente al obispo romano Víctor que, como la escritura anterior demostró, quería que los que profesaron Cristo cambiaran la Pascua del 14 de Nisan al domingo:

Observamos el día exacto; ni añadiendo, ni quitando. Porque en Asia también se han levantado grandes luces, que resucitarán el día de la venida del Señor, cuando venga con gloria del cielo, y busque a todos los santos. Entre ellos están Felipe, uno de los doce apóstoles, que se durmió en Hierápolis; Y sus dos hijas virgenes, y otra hija, que vivió en el Espíritu Santo y ahora descansa en Éfeso; Y, además, Juan, que era tanto un testigo como un maestro, que se reclinó sobre el seno del Señor y, siendo sacerdote, llevaba el plato sacerdotal. Se durmió en Efeso. Y Policarpo en Esmirna, que era obispo y mártir; Y Thraseas, obispo y mártir de Eumenia, que se durmió en Esmirna. ¿Por qué necesito mencionar al obispo y mártir Sagaris que se quedó dormido en Laodicea, o al bendito Papirius, o Melito, el Eunuco que vivió en el Espíritu Santo y que se encuentra en Sardis, esperando al episcopado del cielo, cuando se levante de los muertos? Todos ellos observaron el decimocuarto día de la pascua según el Evangelio, sin desviarse en ningún sentido, sino siguiendo el imperio de la fe. Y yo también, Polycrates, el más pequeño de todos vosotros, hago según la tradición de mis parientes, algunos de los cuales he seguido de cerca. Porque siete de mis parientes eran obispos; Y yo soy el octavo. Y mis parientes siempre observaban el día en que la gente sacaba la levadura. Yo, por lo tanto, hermanos, que han vivido sesenta y cinco años en el Señor, y he conocido a los hermanos en todo el mundo, y he pasado por todas las Sagradas Escrituras, no estoy asustado por palabras aterradoras. Pues aquellos más grandes que yo han dicho “Debemos obedecer a Dios más que al hombre” (Eusebio, Historia de la Iglesia, Libro V, Capítulo 24. Traducido por Arthur Cushman McGiffert Extraído de Nicene y Post-Nicene Padres, Serie Dos, Volumen 1. Editado por Philip Schaff y Henry Wace. Edición americana, 1890. Edición en línea Copyright © 2004 por K. Knight).

Note que Polycrates http://www.cogwriter.com/polycrates.htm dijo que él y los otros líderes de la iglesia primitiva (como los apóstoles Felipe y Juan, y sus sucesores como Polycarp, Thraseas, Sagaris, Papirius, Melito) no se desviarían de la Biblia, y que sabían que la Biblia les enseñó a celebrar la Pascua en la fecha correcta, y no en un domingo. También note que siempre observaron el día en que la gente guardó la levadura. Polycrates también recordó al obispo romano que los verdaderos seguidores de Cristo “obedecen a Dios más que a los hombres”.

Por lo tanto, es evidente que a lo largo del siglo II las iglesias de Asia Menor siguieron observando la Pascua el 14 de Nisán (y por ello fueron etiquetadas como Cuartodecimanos por los [católicos] romanos), a diferencia de los romanos, y se negaron a aceptar La autoridad de cualquier obispo romano sobre las Escrituras.

Note que Polycrates afirmó específicamente que él siguió lo que hizo Juan. Ahora note que Juan llama a aquellos que no siguen lo que él enseñó como anticristos:

Hijos, es la última hora; Y como habéis oído que viene el Anticristo, han llegado ya muchos anticristos, por medio de los cuales sabemos que es la última hora. Salieron de nosotros, pero no eran de nosotros; Porque si hubieran sido de nosotros, habrían continuado con nosotros; Pero salieron para manifestarse, de modo que ninguno de ellos era de nosotros (1 Juan 2: 18-19).

Por lo tanto, este tema de Pascua es importante (véase también el artículo Doctrinas del Anticristo http://www.cogwriter.com/antichrist.htm).

Además, observe lo que un respetable estudioso protestante reportó sobre el siglo II:

Lo más importante en este festival era el día de Pascua, el 14 de Nisán … En él comían pan sin levadura, probablemente como los judíos, durante ocho días… no hay rastro de una fiesta anual de la resurrección entre ellos… los cristianos de Asia Minor hicieron un llamamiento a favor de su solemnidad pascual en el 14 de Nisan a Juan (Gieseler, Johann Karl Ludwig, un libro de texto de la historia de la Iglesia.) Harper & brothers, 1857, Original De la Universidad de Michigan, Digitalizado el 17 de febrero de 2006, página 166).

Así, al igual que el Apóstol Juan (el último de los apóstoles originales a morir), los primeros cristianos fieles observaron la Pascua y los Días de los Panes sin Levadura.

Final del segundo/comienzos del Tercer siglo

Aunque no era parte de la Iglesia de Dios y tenía algunas visiones no bíblicas, Tertuliano señaló:

“Purifiquen la vieja levadura, para que ustedes sean una nueva masa, como ustedes son sin levadura.” El pan sin levadura era, por lo tanto, en la ordenanza del Creador, una figura de nosotros (los cristianos). “Porque también nuestra Pascua es sacrificada por nosotros”. Pero ¿por qué Cristo es nuestra pascua, si la Pascua no es un tipo de Cristo, a semejanza de la sangre que salva, y del Cordero, que es Cristo? ¿Por qué (el apóstol) nos viste y Cristo con símbolos de los ritos solemnes del Creador, a menos que tuvieran relación con nosotros mismos? (Tertuliano Contra Marcion, Libro V, Capítulo 7. Extraído de Ante-Nicene Padres, Volumen 3. Editado por Philip Schaff, D.D., LL.D. Edición americana, 1885. Edición en línea Copyright © 2005 por K. Knight).

Tertuliano planteó algunas preguntas apropiadas arriba. Puesto que los días de los panes sin levadura eran una figura para los cristianos, y la Pascua es un tipo de Cristo, ¿por qué el Nuevo Testamento aprueba estos ritos a menos que ellos fueran a ser observados por los cristianos?

A pesar de que los verdaderos cristianos afirmaban que simplemente estaban siguiendo el ejemplo de Jesús y la Biblia, fueron condenados por los líderes romanos a causa de ello. Según la Enciclopedia Católica, en el siglo III:

Hippolytus fue el teólogo más importante y el escritor religioso más prolífico de la iglesia romana en la era pre-Constantiniana (St. Hippolytus de Roma, enciclopedia católica, 1910).

Sin embargo, él condenó a los cristianos que sentían que necesitaban celebrar la Pascua en la fecha correcta y los consideraba una causa de problemas. Dése cuenta:

(Dela Crónica Pascual, PG 92.80-81) … Ahora veo cuál es la causa de la inquietud. Porque alguien podría decir: “Cristo guardó a la Pasha y luego, durante el día en que murió. Es necesario que yo haga lo que el Señor hizo, tal como lo hizo. “Ellos están en el error … él mismo fue la Pachá que fue anunciada de antemano, y que se cumplió en el día señalado.

(De la Refutación de Todas las Herejías, 8.18). Hay otros, por naturaleza … que sostienen que es necesario mantener a la Pasha el día catorce del primer mes de acuerdo con la disposición de la ley, en cualquier día que pueda caer … En otras cosas se ajustan a todo lo que ha sido transmitido a la iglesia por los apóstoles (como citado en Stewart-Sykes A. Melito de Sardis On Pascha). ).

Así, hubo repetidos intentos de los líderes de apoyo romano para condenar a los que mantuvieron la Pascua el 14. Aquellos que se consideran cristianos, pero no observan la Pascua el día 14, están siguiendo la dirección de aquellos líderes que apoyan a los romanos (el primer líder romano que se distanció claramente de este tema fue el hereje Justino en el año 135).

Pero observe lo que los Apóstoles Pablo y Juan enseñaron:

1 Sed mis seguidores, como también yo soy de Cristo. (1 Corintios 11: 1, Douay-Reims)

11 Amados, no sigáis lo malo, sino lo bueno. El que hace bien, es de Dios; el que hace el mal, no ha visto a Dios. (3 Juan 11, Douay-Reims)

Así, los primeros cristianos debieron haber seguido la práctica de Jesús y celebrado la Pascua cuando Él lo hizo. Sin embargo, algunos asociados con Roma siempre han enseñado lo contrario.

El Cuarto Siglo

A pesar de las condenas, la Pascua fue siempre guardada el 14 de Nisán por aquellos que se declaraban fieles a las prácticas del Apóstol Juan y la Biblia.

Sin embargo, incluso después de las condenas de los obispos Víctor e Hippolytus, incluso muchos de los que tienen un origen católico o ortodoxo oriental http://www.cogwriter.com/orthodox.htm, continuaron la Pascua el 14 de Nisan hasta al menos alguna vez en el siglo IV.

Pero al Emperador Constantino no le gustó nada y convocó al famoso Concilio de Nicea en 325 A.D. para decidir sobre una fecha universal:

… el emperador … convocó a un consejo de 318 obispos … en la ciudad de Nicea … Aprobaron ciertos cánones eclesiásticos en el consejo además, y al mismo tiempo decretaron con respecto a la Pascua que debía haber una concordancia unánime sobre la celebración del divino, santo y supremamente excelente día. (Epiphanius, La Panarion de Epiphanius de Salamina, Libros II y III (Secciones 47-80), De Fide). Sección VI, versículos 1,1 y 1,3. Traducido por Frank Williams. EJ Brill, New York, 1994, pág. 471 – 472). Se seleccionó una fecha de domingo, en lugar de Nisan 14 (que puede caer en cualquier día de la semana).

Observe lo que Constantino declaró acerca de esto:

La conmemoración de la más sagrada fiesta pascual que se debatió, se decidió por unanimidad, que sería bueno que se celebrara en todas partes el mismo día. ¿Qué puede ser más justo, o más aparente, que aquel festival por el que hemos recibido la esperanza de la inmortalidad, deba ser cuidadosamente celebrado por todos, en terrenos llanos, con el mismo orden y exactitud? En primer lugar, se declaró impropio seguir la costumbre de los judíos en la celebración de esta santa festividad, porque, habiendo manchado sus manos con el crimen, las mentes de estos miserables están necesariamente cegadas. Al rechazar su costumbre, establecemos y entregamos a los siglos posteriores una que es más razonable y que se ha observado desde el día de los sufrimientos de nuestro Señor. No tengamos, pues, nada en común con los judíos, que son nuestros adversarios. Porque hemos recibido de nuestro Salvador otra manera … (Teodoreto de Ciro, Historia Eclesiástica (Libro I), Capítulo IX, Extraído de Niceno y Post-Niceno Padres, Segunda Serie, Volumen 3. Editado por Philip Schaff y Henry Wace. , 1892. Edición en línea Copyright © 2005 por K. Knight).

En realidad, el Salvador observó la Pascua el 14 de Nisán. Son los que rechazan los caminos de nuestro Salvador los que aceptan la decisión del emperador romano sobre la Biblia quienes no la observan entonces. Note que la primera consideración era no seguir a los judíos, y ellos eran los que seguían la Biblia. En segundo lugar, afirmó que la gente siempre aceptó su fecha del domingo, pero no hay absolutamente ninguna evidencia de esto – la Pascua del domingo fue algo que los romanos del siglo II implementaron – no hay ninguna prueba que nadie la haya observado el domingo antes de eso, También está en error.

Según la Vida de Constantino de Eusebio, capítulo III del libro III, una traducción más exacta de la última línea del emperador romano Constantino debe ser:

No tengamos nada en común con la odiosa gente judía; Porque hemos recibido de nuestro Salvador una manera diferente.

No recuerdo que Jesús indicara que los judíos eran detestables (era judío) ni que cambiara la fecha de la Pascua. Pero aparentemente Constantino sentía lo contrario. Y la observancia del domingo es ahora conocida como la Pascua (un artículo relacionado de interés puede ser ¿Los cristianos primitivos celebran la Pascua? http://www.cogwriter.com/easter.htm).

El Catecismo de la Iglesia Católica enseña:

1170 En el Concilio de Nicea, en el año 325, todas las Iglesias acordaron que la Pascua, la Pascua Cristiana, se celebraría el domingo siguiente a la primera luna llena (14 Nisan) después del equinoccio vernal (Catecismo de la Iglesia Católica. Cardinal Ratzinger, Doubleday, NY 1995, página 332).

Pero la idea de que “todas las Iglesias estaban de acuerdo” no es verdad, ya que los obispos de las iglesias fieles no asistieron a ese Concilio.

Observe lo que el sacerdote católico e historiador Bellarmino Bagatti escribió:

… los habitantes de Siria, de Cilcia y de Mesopotamia celebraban la Pascua con los judíos …

La importancia de los asuntos que debían discutirse y la gran división que había existido había llevado a Constantino a reunir a un gran número de obispos, incluyendo a los confesores de la fe, para dar la impresión de que toda la cristiandad estaba representada.

De hecho … las iglesias judías no tuvieron representación … De esto podemos concluir que ningún obispo judeo-cristiano participó en el Concilio. O no fueron invitados o se negaron a asistir. Y así los capitulares tuvieron la mano libre para establecer normas para ciertas prácticas sin encontrar oposición u oír otros puntos de vista. Una vez que el camino estaba abierto, los futuros Concilios seguirían en estas líneas, profundizando así la brecha entre los cristianos de las dos poblaciones. El punto de vista de los judeo-cristianos, desprovisto de formación filosófica griega, era el de permanecer firmes ante el Testimonio, y por lo tanto no admitir ninguna palabra ajena a la Biblia, incluyendo Homoousion (Bagatti, Bellarmino). Iglesia de los gentiles en Palestina Nihil obstat: Ignatius Mancini, 1 de febrero de 1970. Imprimi potest: Herminius Roncari, 26 de febrero de 1970. Imprimatur: + Albertus Gori, die 28 Februar 1970. Franciscan Printing Press, Jerusalem, 1971, pp. 48).

Así que no todas las iglesias estuvieron representadas. Tampoco todas aceptaron el decreto del emperador adorador del sol como lo señaló Epifanio, el católico romano, durante algunas décadas después de aquel Concilio:

Los Cuartodecimanos sostienen continuamente la Pascua en un día, una vez al año … Ellos celebran la Pascua en cualquier día en que caiga en el decimocuarto del mes … Cristo tuvo que ser matado el día 14 del mes de acuerdo con la ley (Epiphanius.) El Panarion de Epiphanius De Salamina, Libros II y III (Secciones 47-80), De Fide). Sección IV, versículos 1,3, 1,6, 2,6. Traducido por Frank Williams. EJ Brill, New York, 1994, págs. 23 – 25).

Los Cuartodecimanos sólo celebraban la Pascua una vez al año -no diariamente como la mayoría de los sacerdotes católicos romanos- no semanalmente ni mensualmente como hacen algunos católicos/protestantes. Es interesante notar que Epifanio reconoció que Jesús tenía que ser muerto el día 14 del mes. Es triste que él y otros no creyeran que necesitaban observarlo cuando y como Jesús enseñó. Extrañamente él escribió esto acerca de las prácticas de la iglesia greco-romana (que ahora llamamos católicos romanos y ortodoxos, pero que él llama “la iglesia santa de Dios”):

Pero la santa iglesia de Dios no pierde la verdad de ninguna manera en ella fijando la fecha de este misterio. Ella usa no sólo el decimocuarto día, sino también los siete días que se repiten el orden de los siete días de la semana … Y ella usa no sólo el decimocuarto día del mes lunar, sino también el curso del sol, para evitar que observemos dos Pascuas en un año y no incluso una en otro. Observamos el decimocuarto día, entonces, pero esperamos hasta después del equinoccio y traemos el final de nuestra plena observancia al día sagrado del Señor (Epifanio, La Panarión de Epifanio de Salamina, Libros II y III (Secciones 47-80), De Fide). Sección IV, versículos 3,1; 3,2; 3,3-4. Traducido por Frank Williams. EJ Brill, New York, 1994, págs. 25).

Bueno, ciertamente los católicos no observan la Pascua en la tarde del 14, a menos que suceda que caiga cuando algunos observan una misa vespertina -el argumento del equinoccio no es bíblico. Y como la “Cena del Señor” se observa con frecuencia, la mayoría de los Católicos practicantes y Protestantes la observan más de una vez al año.

Epifanio incluso admite que la iglesia solía observar el 14 cuando escribió:

Audianos … ellos eligen celebrar la Pascua con los judíos – esto es ellos contenciosamente celebran la Pascua al mismo tiempo que los judíos están celebrando su Festival de Panes sin Levadura. De hecho, esto era costumbre de la iglesia (Epifanio, La Panarión de Epifanio de Salamina, Libros II y III (Sec. 47-80), De Fide). Sección VI, versículos 8, 11; 9,2. Traducido por Frank Williams. EJ Brill, New York, 1994, páginas 410 – 411).

De todos modos, puesto que las declaraciones de Constantino no impidieron a todos observar debidamente la Pascua, un emperador romano posterior después de convertirse en un bautizado “cristiano” decretó la pena de muerte:

Edictos de Teodosio contra los herejes, A.D. 380-394 … Teodosio … decretó que … por la muerte del ofensor; y la misma pena de muerte fue infligida a los Audianos, o Cuartodecimanos, que se atrevieran a perpetrar el atroz crimen de celebrar en un día impropio la fiesta (Gibbon E. Declinación y Caída del Imperio Romano, Volumen III, Capítulo XXVII. 1776 – 1788).

Las diversas disposiciones contra los herejes están contenidas en el Código de Teodosio (16) y en el comentario de Gothofredus): los Eunomianos, cuya culpa consistía en negar cualquier semejanza entre las dos substancias, y que eran en consecuencia Anomoeanos, también fueron privados del poder de disposición testamentaria y de tomar por don testamentario: parecen, de hecho, haber sido privados de todos los derechos de los ciudadanos. La herejía maniquea era castigable con la muerte; Y la misma pena amenazaba a los Audianos o a los Cuartodecimanos, que celebraban la fiesta de Pascua en el día incorrecto. Al reinado de Teodosio perteneció la gloria o la infamia de establecer inquisidores de la fe, que parecen haber sido especialmente ordenados para investigar el crimen de los Cuartodecimanos (Smith W. Un Diccionario de la Biografía y Mitología Griega y Romana: Oarses-Zygia. J. Murray, 1890 Notas del artículo: v. 3 Original de Harvard University Digitalizado el 8 de julio de 2008, página 1064).

¿Es matar a aquellos que siguieron el ejemplo de Jesús y Juan para observar la Pascua el día 14 en vez de un domingo una señal de un verdadero líder cristiano o un signo de un partidario del anticristo? Note que el cargo de los Inquisidores fue en realidad formado primero para tratar con personas que mantenían la Pascua en la fecha bíblica original. ¿Sabía usted que la fecha de Pascua era considerada tan importante?

El católico y ortodoxo santo Juan Crisóstomo predicó lo siguiente en 387 A.D .:

Al hablar de esta fiesta de la Pascua, la Ley les dice algo como esto: “No podéis celebrar la Pascua en ninguna de las ciudades que el Señor vuestro Dios os da”. La Ley les ordena a ellos guardar la Fiesta en el día catorce del primer mes y en la ciudad de Jerusalén. La Ley también redujo el tiempo y el lugar para la observancia de Pentecostés, cuando les ordenó celebrar la fiesta después de siete semanas, y de nuevo, cuando declaró: “En el lugar que el Señor su Dios elija”. Así también la Ley fijó la fiesta de los Tabernáculos. (4) Ahora veamos cuál de los dos, tiempo o lugar, es más necesario, aunque ni uno ni el otro tiene el poder de salvar. ¿Debemos despreciar el lugar pero observar el tiempo? ¿O deberíamos despreciar el tiempo y mantener el lugar? Lo que quiero decir es algo como esto. La Ley ordenaba que la Pascua fuese celebrada en el primer mes y en Jerusalén, en un tiempo prescrito y en un lugar prescrito … Pero la Pascua concluye el día veintiuno de ese mes. Si comenzaron la fiesta el día catorce del primer mes y después la siguieron durante siete días, entonces llegaron a la vigésima primera … la ley dijo que no deben observar esos rituales fuera de Jerusalén (Juan Crisóstomo) Homilía IV contra los judíos IV: 3-4, V: 4,5 Cristianos católicos de Antioquía, volviendo al día de reposo y al día de la luna nueva y otros días santos.

Aunque él es correcto que la Biblia especifica las fechas de los Días Santos, Juan Crisóstomo es incorrecto sobre que Jerusalén es el único lugar.

Eso nunca se enseña en la ley.

Por el contrario, los judíos ni siquiera estaban en Jerusalén cuando Dios enumeró los días santos en los libros de Éxodo y Levítico (Jerusalén no fue tomada por los hijos de Israel hasta después de la muerte de Josué, ver Jueces 1: 1-8).

Los testimonios de Policarpo, Melito, Apollinaris y Polycrates también muestran claramente que los cristianos del segundo siglo del Nuevo Testamento observaron la Pascua fuera de Jerusalén, ya que TODOS vivieron en Asia Menor y ninguno vivía en Jerusalén.

Publicado en: Uncategorized